Si lo hubiera sabido …

Te habría llevado a ver mil amaneceres,
Te habría envuelto cada día
con pétalos de eternos colores.

Si lo hubiera sabido …
No habría dejado de besarte ni un segundo,
No me habría enfadado nunca contigo,
habría derramado todo mi tiempo
a la orilla de tu frágil cuerpo.

De haberlo sabido mi vida …,
habría guardado uno a uno tus sueños,
para cuando un día,
regrese a mi tu mirada,
podamos volver a soñarlos.

De haberlo sabido mi amor …,
habría pintado todos tus momentos de alegría,

y en cada atardecer …,
cuando mi cuerpo ya cansado,
duerma sin decir palabras,
allí…,

volverte a regalar mi alma.