Hoy hace 3 meses de esa despedida al lado de tu cama. Hoy hace 3 meses que dejaste este hueco en nuestras vidas, pero hoy, hoy…, hay muchos sueños, muchas ilusiones que a bien seguro, serán también las tuyas, pues llevan tu nombre y la luz de tus alas. En cada uno de esos niños te veremos, en cada una de esas familias nos reflejaremos y haremos todo lo que esté en nuestras manos por ayudarles. Tu mirada azul ahora más que nunca brilla dentro de muchos corazones, cada día más corazones, corazones que a su vez tocan a otros corazones, haciendo que poco a poco, seamos más humanos, haciendo día a día, un mundo mejor para todos esos niños.

Hoy …, te echo de menos.

Hoy miro tu foto y no puedo evitar que mis lágrimas te busquen en su caminar, en su corto recorrido.